Hemos encontrado este extenso artículo en El Confidencial que nos gustaría compartir con vosotros. En el se hace referencia a la madera como elemento de futuro para la construcción-. Un futuro que llega poco a poco a nuestro país pero que sin embargo en los países de tradición nórdica está mucho más que asentado. La madera, principal elemento constructivo en los hogares que construímos y elemento clave en el estandar passivhaus.

Aunque en España su uso no está tan extendido como en el norte de Europa, la madera es un material óptimo para la construcción. Reutilizable, aislante y respetuoso con el medioambiente, suele emplearse en viviendas unifamiliares pero empieza a irrumpir en otros edificios contemporáneos.

Es un recurso renovable e inagotable. Es un gran aliado contra el cambio climático. No contamina al fabricarlo puesto que es la naturaleza la que se encarga de ese proceso y tampoco genera residuos que tengan un impacto sobre el medio ambiente. La madera es un excelente material para la construcción aunque en España su uso no esté tan popularizado como en otros países del norte de Europa o en Estados Unidos.

“Es un material natural, biodegradable, reutilizable, genera calidez y muy aislante. Es un excelente material de construcción porque la resistencia en proporción al peso del material es mayor que la del acero”, explica el arquitecto Antonio Giner. Según Giner, construcciones en madera permiten, además de “una estética agradable”, cubrir “grandes distancias sin pilares y cubrir canchas deportivas con este tipo de vigas prefabricadas”.

Puede que la madera salga perdiendo a la hora de compararlo con otros materiales aislantes, como el PVC, pero como subraya el arquitecto estamos hablando de un material compuesto de plástico, por lo que su huella ambiental es mucho mayor que la de este elemento natural.

Leer artículo completo en “El Confidencial”